"From here on in I shoot without a script..."
Se ha producido un error en este gadget.

domingo, 17 de mayo de 2009

*NO END*

Y aquí estás otra vez, corazón que late impulsado por recuerdos.
Latidos y pulsaciones retumbando en el silencio, sigue viviendo...

Recuerdo un día cualquiera; recuerdo que llovía y que sentía una sensación extraña, de suspense, de intriga... ese día vi una luz, y siguiéndola abrí una puerta... y me colé en un mundo todavía desconocido.
Al principio parecía insignificante pero hoy puedo asegurar que estaba lleno de misterios, y que desde ese día en el que comencé a vivir una historia, se iba formando la oportunidad de adentrarme en él y descubrirlo, paso por paso, sin miedo de cuánto tiempo tardara en recorrer cada uno de los pasajes de esas vivencias que aparecían ante mis ojos como si de una película se tratase.
No tuve miedo de esa sensación de incertidumbre, quizá estaba cansada de todo lo rutinario que rodeaba mi vida y decidí salir en busca de aventuras. Pero quizá tampoco sabía que iniciar ese viaje iba a ser motivo de desdichas, de miedos, de lágrimas y de una terrible culpa...
He de decir que no sólo de momentos malos estaba formado ese viaje, por cada escena de dolor se añadía una mejor, la que conseguía un resquicio de calidez, la que cambiaba esas lágrimas por una eterna sonrisa.
...
Espera, corta eso, ¿eterna?...no.
...
A veces llovía y otras veces salía el sol, según la manera en que manejáramos la situación, pero por esa razón nada de lo que allí sucediera era eterno, porque quizá nunca supimos rodar esa película.
Sin contar con que cada paso que diésemos era vital en el rodaje y cambiaría de una forma atroz el guión de nuestras vidas.

Había mil ojos observando pero eso no impedía seguir sumando escenas, aunque, para qué mentir, hacía pensar mucho más con que pie iba a empezar a pisar ese terreno.

Como las creencias de cielo e infierno; así era el día a día.
Por no hablar de las dudas que nos entraban al no saber si ser ángeles o demonios; pero todo me resultaba hasta gracioso...
Con una sonrisa te miraba y pensaba: ¿ya has vuelto a hacerlo?... ¿y ahora qué, sacarás de nuevo tus alas de ángel?...
Todo era una gran mentira, claro que era real pero a la vez había que valerse de muchas actuaciones para poder seguir con aquello.
Así que no es de extrañar que aquellos personajes se aficionaran y a la vez crearan su gran mundo teatral.

Como último dato diré que hoy las cosas no han cambiado, bueno, quizá si...
Cada vez hay más escenas, por lo que muy pronto podremos acabar el rodaje de esa historia, nuestra historia y...es curioso pero ahora viene la escena en la que todo está tranquilo, en un orden asombrosamente perfecto y...que extraño pero hoy no llueve, ni lloro...
Y lo que más me gusta es recordar ese primer día en el que comenzó todo, rememorar todo el viaje hasta hoy y darme cuenta de que ya no hay misterios entre esos dos personajes, ni miedos, ni dudas...todo está acorde.

Y...que diablos, después de mucho tiempo voy a acabar de escribir la historia y me voy a limitar a vivirla, porque ya no hay nada por descubrir.
Así que ahí queda mi final, temporal o definitivo, ¿quien sabe?

“Y fueron felices, y vieron su película una y mil veces, y disfrutaron de todas sus escenas hasta el día en que...”

Bueno, la verdad es que todavía no se escribir el final, ¿y por que?...
Tan simple como que todavía no ha llegado; y eso, el hecho de haber aguantado tantas cosas y aún así querer continuar con ellas, me hace sentir realmente orgullosa...

NO END

By:

*Bea*

1 comentario:

  1. hay historias que nunca acaban, quizás porque nosotros mismos no queremos poner el punto y final...han sido muchas decepciones, mucho dolor, pero detrás de eso queda una gran sonrisa cada vez que recuerdas alguna escena de tu pelicula, y sabes? esa sonrisa borra todo el llanto, y con esa sonrisa añorante, ¿quién se adentra en el proyecto de acabar lo que empezó hace años? NO END

    ResponderEliminar